Turismo por la Comarca del Jiloca (Teruel)

Lavadero de lanas

Lavadero de lanasEl lavadero de lanas de la localidad de El Poyo del Cid estaba en funcionamiento en 1666 hasta mediados del XIX. Se encuentra ubicado en el margen del río Jiloca, frente a la ermita de la Virgen del Moral.

Por el inventario realizado en 1666 podemos saber parte de sus instalaciones. La puerta principal estaba localizada junto a la ermita de la Virgen del Moral, dando entrada a un gran recinto rodeado por una alta tapia excepto por la parte que daba al río Jiloca. Tras la entrada a mano izquierda se encontraban diversas edificaciones: un almacén donde se pesaba, marcaba y guardaba la lana, un cuarto de estibar con los utensilios necesarios para apretar la lana en los sacos, tiradores en donde se escogía separaba y entresacaban la lana, una cocina, varios comedores y dormitorios, unos cuartos pequeños que eran utilizados como trasteros y un pequeño taller con unas pocas herramientas y repuestos para el arreglo de los carros. Todas estas habitaciones estaban amuebladas con lo imprescindible: varios bancos de madera, sillas, baúles y unas cuantas camas. La parte interior del complejo estaba vacía, ocupada por un gran prado en el que se extendía y secaba la lana tendida sobre el suelo o en grandes bancos de madera, a excepción de un cuarto cubierto, separado del resto de las edificaciones, donde se localizaba una caldera de enormes dimensiones para calentar el agua y a su lado una escalerilla de palo que permitía echar dentro la lana para escaldarla. Delante de ésta encontramos un gran patio en el que se guardaba la leña y la cal que se añadía al agua hirviendo para limpiar y blanquear la lana. Junto al río en un pequeño embalse recrecido mediante la interposición de grandes tablones de madera que actuaban en azud temporal, se aclaraba la lana una vez lavada.